Anécdotas de Semana Santa en Masaya


"Hace muchas lunas en el cine Fénix, en la presentación de la Judea y cuando en el pasaje del resucitado asciende Jesús a los cielos, el actor improvisado que hacía de Jesús sumió tanto el cuerpo que el mecate que lo sostenía se resbaló y le llegó hasta el pescuezo y este se estaba ahorcando; entonces se armó una algaravilla en el cine Fénix y en el resultado de este incidente, las personas que manejaban el mecate y malacate fueron a parar a la cárcel ya que eran los que trabajaban bajando y subiendo a Jesús. Desde entonces la gente le gritaban a la persona que hizo de Jesús, cada vez que lo encontraban en la calle ¡Ahí va Jesús ahorcado!!!



A Granada llegó un grupo de la Judea de Masaya y se presentaron en el cine González y el que hacía de Jesús en el pasaje del resucitado sumió tanto el cuerpo que se le cayó el tapa rabo, quedando este totalmente desnudo y entonces la gente que estaba viendo la función de la Judea le gritó ¡Jesús cochino! y así quedó bautizado el que hacía de Jesús, que cada vez que lo encontraban en la calle le gritaban ¡Ahí va Jesús cochino!!!"


Fragmento tomado de Anécdotas de Semana Santa
Escrito por Bayardo Ortiz Pérez - El Nuevo Diario
9 de abril de 2011