lunes, abril 11, 2011

Si no volviera a verte patria mía



Si no volviera a ver tu cielo vivo patria mía
si pereciera triste lejos de tu sol
de blancos sacuanjoches
abraza fiel mi alma
para llegar perfumada ante el Señor.

Si la espuma fresca de tus mares ya no viera
ni de la montaña fresca su verdor
mis párpados de hielo
clausura suavemente
con el dulce soplo de tu amor.

Si tus tibios lagos jamás me acariciaran
y los rios me negaran su color
mis tristes labios secos
endulza de agua fresca
para no llegar sedienta ante el Creador.

Si no volviera a escuchar el canto de mi pueblo
ni el acento alegre hecho canción
qué el son de tus guitarras
vigile mi destino
guardando el sueño eterno arrullador.

Desde arriba te estaré soñando Nicaragua
bendiciendo eternamente mi nación
porque llevo labrados
azul y blanco los colores
con lágrimas de fuego, lucha y dolor.


Martha Isabel Arana
3 de marzo, 2011
Fullerton, California