Déjame besarte

Déjame besarte,
deja que mis besos,
sean para tus labios abandonados,
mi perfecto regalo de compañía.


Déjame besarte,
deja que tus besos,
sean para mis labios morigerados,
tu perfecto regalo de fantasía.


Déjame besarte,
que la república de tu cuerpo de norte a sur quiero recorrer.
Te dejo besarme,


para que del agua de mi río día a día tú puedas beber.
Déjame besarte,
que sólo en tu república nací y sólo en ella he de bien fenecer.


Año de creación: 2010.


Poema copiado con permiso de su autor, del blog Poesía del Mar - Enero 19, 2011

Entradas populares de este blog

Creencias populares

Canciones de Tino López Guerra

Los zipes